Empieza tu negocio sin renunciar

Tener que arriesgarse a soltar todo para empezar algo propio, es una idea que parecer aterradora: ¿Y si las cosas no funcionan cómo esperaba? ¿Podré mantenerme sin un sueldo estable? Éstas y otras son algunas de las preguntas que pueden aparecer al momento de tomar la decisión y muchos son lo que, ante tanta incertidumbre, prefieren quedarse donde están y no arriesgarse.

Empieza de a poco. Por más genial que pueda parecer una idea de negocio que tengas, lo mejor es continuar con tu trabajo estable. La experiencia profesional que estés teniendo en este momento, seguramente te brinde herramientas para encontrar fallas o necesidades ante al cliente que luego podrás aplicar a tu negocio. Lo primero que tienes que hacer es organizar mejor tu tiempo, pensar nuevas ideas de negocio que se adapten a tu estilo de vida y con el tiempo, ir construyendo mejores ideas para tu futuro negocio.

Si todavía estás vinculado con la empresa tienes que tener en cuenta en no incumplir ninguna condición. Esto quiere decir que, si tu idea de negocio surge a partir de una necesidad que detectaste en tu actual trabajo, sé cauteloso y no cometas el error de que encuentren eso como un motivo para despedirte. 

Es muy normal que, cuando estés desarrollando el plan de negocio, te encuentres con áreas o situaciones que te son ajenas y no sepas muy bien como manejar. Es muy difícil conseguir una visión tan amplia de negocio, esto requiere mucha experiencia. Comienza plasmando todas las ideas que tengas para crear tu modelo de negocio y si aparece alguna tarea o área que no sepas muy bien como ejecutar, consulta con un profesional. Delega. Aunque, a veces pueda resultar muy atractiva la idea de querer estar en cada paso que dé tu negocio, es un error. A la larga no estarás enfocado en ninguna parte, es mejor contar con el apoyo externo de otros profesionales para abarcar todas las áreas de tu empresa.

Cuando comienzas a emprender el tiempo vale y mucho. Seguramente tengas que dejar de lado ciertas cosas, pero tienes que tener disciplina. Nadie dijo que emprender sería fácil, los errores van a estar ahí, persevera. Lo importante es que continúes y te apoyes en tu equipo para seguir adelante.  

Nunca te olvides de mantenerte actualizado. Vivimos en un mundo en el que la tecnología cada vez está más y más presente; y muchas veces pueden ayudarnos a automatizar actividades. Esto depende mucho de qué tipo de negocio estés pensando en desarrollar, pero es importante, saber qué tipo de innovación o herramientas está utilizando la competencia. Mantente informado.

En Pinta Libre, ofrecemos capacitaciones para que puedas empezar tu negocio con un conocimiento de mercado más consolidado. Puedes comenzar a desarrollar tus habilidades mientras continúas en tu trabajo estable. 

¿Cómo es posible esto? Lo más importante que debes saber es que Pinta Libre te da acceso a nuestra academia para que comprendas al 100% el modelo de negocios, sus fortalezas, sus oportunindades, sus amenazas y sus debilidades. A su vez te ayuda con el marketing, la atención al cliente y la estrategia comercial. Para que te des una idea, ponemos a disposición a una persona full time para ayudarte, orientarte y despejar todas tus dudas. 

Por todo esto es posible que durante los primeros meses, logres llevar adelante Pinta Libre sin necesidad de renunciar a tu trabajo.

 

¿Estás listo para lanzar tu producto al mercado?
Comienza con un fee inicial mínimo y empieza tu negocio de Pinta Libre 

Todos los derechos reservados Pinta Libre© 2022.

Síguenos

Contacto

hola@pintalibreapp.com

Tel: +54 9 0221 4839739

Whatsapp: + 54 9 221 309 9832